Inicio arrow Estrategias arrow Conceptos avanzados arrow Farol
tienda de poker



Favoritos

 

¡Oferta exclusiva!

EL FAROL Imprimir E-Mail


Farol (Bluff) en Poker

Un elemento fundamental del poker es el farol o engaño. El faroleo es un truco esencial en el poker. Con el farol se intenta engañar a los demás jugadores, haciéndoles pensar que tienes una mano mejor de la que poseemos en realidad. Para que el farol sea efectivo, es imprescindible que los demás jugadores se lleguen a creer que realmente tenemos una buena mano. Un farol es un bet o raise con el que, si nuestros rivales no abandonan, tenemos muy pocas posibilidades de ganar el bote. A muchos de los jugadores del poker que comienzan, les encanta la idea de fanfarronear, y emplean mal el farol a menudo. El valor del farol aumenta bajo determinadas circunstancias, que tienen a menudo mucho que ver con la información que tenemos sobre el resto de jugadores.

Para poder utilizar el farol de forma efectiva, hay que determinar la probabilidad de que nuestros contrincantes tiren sus cartas; y para ello se suelen analizar algunos factores que se indican a continuación:

· Número de oponentes: Es útil contra pocos oponentes.

· Tipo de oponente: Es más efectivo contra jugadores avanzados.

· Tamaño del bote: Cuanto más grande es el bote, más difícil que triunfe el farol.

· Imagen que proyectas en la mesa: Si pasamos por un jugador tight es más fácil que se crean los faroles.

· Representar una mano apoyándose en las cartas descubiertas: El farol será más efectivo cuando representa una mano basada en las cartas de la mesa y nuestra secuencia de apuestas.

· Posición: Desde las últimas posiciones suelen ser más efectivos.

· Ronda de apuestas: En las últimas rondas de apuestas son demasiado arriesgados y menos comunes.

· Según el flop (las tres primeras cartas descubiertas): No es fácil conseguir un bluff con varias cartas altas en mesa.

Algunas situaciones típicas para farolear...

A. Cuando hay pocos jugadores en el bote.

B. Cuando estamos por encima de jugadores agresivos.

C. Cuando estamos en la última posición.

D. Después de una apuesta pre-flop, sin ligar en el flop.

E. Proyectar respeto al resto de jugadores (producir cierto temor).

F. Cuando el flop no muestra buenas cartas.

G. El pre-flop en la posición de botón, cuando los jugadores anteriores han hecho fold.

H. Cuando hay una pareja en la mesa.

Esto es especialmente útil cuando la pareja es 88 o inferior. Es muy probable que las otras dos cartas hayan sido descartadas o todavía estén en la baraja. Ésta es una situación donde debemos evaluar la mano muy cuidadosamente si nos hacen call.
El farol suele ser más efectivo con jugadores tight a la izquierda. Es una buena opción, porque puede cambiar un simple farol en una mano ganadora en el flop, si tenemos algo de suerte.
Algunos jugadores harán fold automáticamente, si todo lo que tienen es alguna carta superior. Con un flop del tipo 2, 6, 9, no muchos jugadores tendrán jugada. Éste es otro ejemplo en el que un farol puede ir horriblemente mal, si no se juega bien. No debemos ser demasiado persistentes en este caso, a menos que únicamente salgan cartas bajas en las siguientes rondas de apuestas. De nuevo vuelve a ser muy importante conocer el tipo de jugadores a los que nos enfrentamos
Depende de cómo el resto de jugadores nos perciben. Si acabamos de ganar una mano importante con un buen juego, los jugadores nos tendrán cierto respeto en las manos siguientes: se retirarán más fácilmente si jugamos con firmeza. El truco está en jugar la mano exactamente de la misma manera que jugamos la mano anterior.
¡Nadie sabe que no hemos ligado! Esto puede ser peligroso, y tenemos que evaluar el riesgo antes de volver a subir.
En esta posición hay que calibrar el riesgo. Con un bet o raise forzaremos muy probablemente a algunos jugadores hacia fuera, pero no a todos. Algunos jugadores permanecerán en la jugada debido a las probabilidades de conseguir jugada, y/o a su orgullo y curiosidad. Por eso es importante que seamos persistentes y mantengamos el farol, al menos durante un par de rondas de apuestas.
Los jugadores agresivos tienden a subir (raise) fácilmente, y se convierten en blancos perfectos para ser objeto de un farol. Estos jugadores, en muchas ocasiones, apuestan como forma de recopilar información sobre la mano del resto de jugadores. Si nos marcamos un farol (en el pre-flop, o en el flop) contra un jugador agresivo y éste no se retira, nos lo debemos pensar dos veces antes de intentarlo otra vez en la siguiente ronda de apuestas, porque probablemente ese jugador tiene cartas buenas. De nuevo, como vemos, es importante conocer a los jugadores.
Es evidente que resulta más fácil engañar a uno o dos jugadores que a una muchedumbre. Con menos jugadores, es mucho más probable que ninguno haya ligado una mano razonable. Sin embargo, no deja de ser una situación bastante común, por lo que muchos jugadores no se creerán el farol. Algunos jugadores permanecerán en la mano simplemente por curiosidad. Esto puede llegar a ser costoso si no conseguimos que se retiren. Por eso es muy importante observar y conocer a los jugadores antes de utilizar este tipo de estrategias.


Razones para no farolear

Razones para no farolear

El farol no se debe utilizar de forma sistemática. Es más rentable si se utiliza poco y bien. A continuación, detallamos algunas situaciones en las que es mejor no hacer faroles.

A. Cuando los demás jugadores nos tienen calados.


Si nos han pillado algún farol recientemente, hemos de andar con ojo antes de marcarnos un nuevo farol, porque es muy probable que nos aguanten las cartas y perdamos dinero. Tenemos que esperar a que se olviden de esa mano en la que nos pillaron.

B. Contra un flop peligroso.
Si en el flop aparece un As, es muy probable que alguien tenga una pareja de Ases. Es mejor no hacer faroles contra un As. Tampoco es recomendable hacer faroles contra un flop del tipo K, Q, 9 porque es muy probable que algún jugador tenga una buena jugada.

C. Contra muchos jugadores.
Es simplemente por probabilidad. Cuando hay muchos jugadores en juego es altamente probable que alguno lleve buena jugada, así que es mejor no asumir tanto riesgo.

D. Contra malos jugadores.
A los malos jugadores le gusta mucho marcarse faroles, pero si hay algo que les gusta más es descubrir a otro jugador faroleando. Es arriesgado hacer faroles con este tipo de jugadores, porque tienden a hacer call con gran facilidad, aunque no lleven cartas demasiado buenas. Hacer faroles con estos jugadores sólo es recomendable cuando podamos proyectar la imagen de que llevamos una mano muy buena, jugándola con lógica y en sintonía respecto a las cartas de la mesa.

E. Cuando acabamos de perder una mano importante o una serie de manos.
Puede ser que no estemos tildados o marcados; pero otros jugadores pueden tener esa impresión, así que es muy probable que nos hagan call o re-raise. Antes de nada, hemos de analizar el flop; aunque después de perder anteriormente, muchos jugadores pensarán que tenemos una mano pobre y, hagamos lo que hagamos, creerán que es un farol.
 

Bonos de Poker



Foro de Poker

En el foro de poker podrás aprender de otros jugadores como tú y compartir tus conocimientos con los demás participantes de la comunidad de poker. Aprovecha la oportunidad de aprender en el foro de poker

Torneos de poker gratis

Nada más divertido para jugar que los torneos de freeroll poker para jugar al poker gratis y aquí se encuentra la agenda completa de eventos para entrar a competir. Comienza con freeroll poker

Tienda de Poker

¿Quieres jugar al Poker con tus amigos?, en Masfichas.com encontraras todo lo necesario para hacerlo, Fichas de Poker, Maletines de poker, tapetes y mucho mas¡¡